Seleccionar página

Por primera vez se lleva a cabo una reunión de trabajo de esta índole, organizada por las autoridades Comarcales de Alhama junto con subdelegación de gobierno y las máximas autoridades de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado en la provincia. Esta se mantuvo el miércoles, veinte de noviembre en el salón del Centro de día de Zafarraya, presidida por la Subdelegada del Gobierno en Granada Inmaculada López, el Presidente de la Macomunidad Francisco Martín y la Alcaldesa de Zafarraya, Rosana Molina. 

Con el objetivo de tratar la preocupación de los vecinos por la seguridad ciudadana de los municipios de la Mancomunidad, cuando la población aumenta de forma considerable con las personas inmigrantes que se desplazan a la Comarca para trabajar en las campañas agrícolas, el presidente de la Mancomunidad y la Alcaldesa de Zafarraya, han trabajado conjuntamente porque esto se llevase a cabo.

La Subdelegada que estuvo acompañada por la alcaldesa de Zafarraya, el Presidente de Mancomunidad, el Coronel de la Guardia Civil en Granada, Francisco García, el Capitán de la Guardia Civil Juan José Correa, el Comisario de la Policía Nacional, Jorge Infantes y el Policía-Brigada de Inmigración en Granada Victoriano Martínez, también estuvieron, y los jefes de puesto de los cuarteles de la Guardia Civil de Alhama, Arenas Zafarraya y Jayena. Mientras que estaban invitados todos los alcaldes, a este encuentro asistieron la alcaldesa de Fornes, los Alcaldes de El Turro y Arenas del Rey, así como representantes de asociaciones y vecinos del municipio de Zafarraya.

En dicha mesa de trabajo se dio a conocer las actuaciones que se han realizado por parte de la Subdelegación del gobierno con los cuerpos de Seguridad, en la pasada campaña agrícola de este verano en los municipios de la Mancomunidad y concretamente en el Llano de Zafarraya, donde se concentra el mayor número de población inmigrante temporera.

Se realizó un breve análisis entre todos los participantes de la realidad, en la que se hace necesario el control de situaciones de explotación laboral, regulación de contratos, de permisos de trabajo, de hacinamientos, de incumplimiento de obligaciones y deberes. 

En definitiva, de todos los contextos que generan malestar, crean alarma social y destruyen la realidad socio-laboral. Se trasmitió en todo momento un mensaje de tranquilidad. Todos somos personas y debemos tener una mayor conciencia con las personas extranjeras que viven de forma temporal y permanente en la Comarca.

Debemos crear entre todos, en nuestros pueblos una convivencia entre culturas que genere riqueza y tolerancia, poner en marcha nuevas estrategias de intervención para trabajar la integración desde la educación, en las escuelas, y ante situaciones de inseguridad mantener la colaboración con la Guardia Civil.

Al finalizar, se realizó una visita al Albergue, para conocer sus instalaciones, exponiendo la importante función que cumple en el territorio, así como la gestión que se realiza por parte de la Mancomunidad en esta área.